La formaci贸n de Perceval como caballero

Un personaje aparece ante el lector: se trata de Perceval, aunque 茅l mismo s贸lo conocer谩 su nombre en la culminaci贸n de un proceso de b煤squeda de su identidad. Su madre le ha aislado cuidadosamente del mundo civilizado, le ha formado como cristiano pero sin posibilidad de visitar jam谩s una iglesia, y desde luego ha impedido por todos los medios que entrara en contacto con el mundo de la caballer铆a. No lo ha hecho sin raz贸n, sino para evitarle males con los que la Dama Vidua (de este modo se hace referencia a la madre de Perceval en el texto) hab铆a tenido contacto directo: el padre y dos hermanos de Perceval, a ninguno de los cuales 茅ste 煤ltimo lleg贸 a conocer, hab铆an muerto en el transcurso de acciones armadas en las que participaban.

Es entonces cuando se revela el papel destacado del linaje en esta historia. Perceval, aunque 茅l lo desconozca, pertenece a una ilustre familia de caballeros que se encuentra en decadencia. A pesar de su desconocimiento, algo de la vocaci贸n perteneciente a su linaje debi贸 recibir, puesto que en la primera ocasi贸n en la que entra en contacto con un caballero le despierta tanta admiraci贸n, expresada con la frase 鈥溌jal谩 fuera yo igual, as铆 de resplandeciente y hecho as铆!鈥 (Carlos Alvar (ed.) 2006, 53), que no puede sino corresponder con imitaci贸n y decide convertirse 茅l mismo tambi茅n en caballero. Ni que decir tiene que tanto el primer contacto con un caballero como la determinaci贸n de Perceval de convertirse en caballero escapan a la voluntad de su madre, es m谩s, se producen muy a su pesar.

驴Qu茅 sentido tiene presentar a qui茅n va a ser un gran caballero, Perceval, desnudo de todo conocimiento en lo que a las virtudes de la caballer铆a se refiere? La respuesta es que ello permite trasmitir al lector el 鈥減rograma educativo del perfecto caballero鈥 (VV.AA. 1988), el proceso de aprendizaje e interiorizaci贸n de dichas virtudes. De hecho, a Perceval, en un primer momento, no le interesan siquiera esas virtudes: toma la determinaci贸n que toma por la parte superficial que envuelve a los caballeros que ve, como demuestra la lo que dice en frase ya citada, y no por lo profundo, por la defensa de las damas, por el perd贸n al adversario vencido, por la costumbre de frecuentar las iglesias, etc.

De hecho, no es hasta que se cruza con Gurnemanz y 茅ste le forma como caballero que consigue la aprehensi贸n de este c贸digo 茅tico. Hasta entonces, aunque es 谩gil y apto en las acciones armadas (lo que ya de por s铆 es condici贸n necesaria para ser caballero), su comportamiento en la corte y el castillo no es el que se espera de 茅l.

Ya comentado el papel que juega la Dama Viuda en la formaci贸n de Perceval, no queda sino comentar el que juegan otras mujeres. La intervenci贸n de dos mujeres es esencial en para el desarrollo de la historia. Una, la de su madre; otra, la de su prima: 鈥渟oy tu prima hermana y t煤 eres mi primo hermano. Y no me apena menos la desgracia que te ha ocurrido al no indagar qu茅 se hac铆a con el Grial y adonde se le lleva y la muerte de tu madre鈥. Es ella quien hace saber al caballero que en una ocasi贸n entr贸 en contacto con el Grial, y que si ah铆 no acab贸 su b煤squeda es porque no pregunt贸 si lo que ve铆a era o no el preciado objeto (Carlos Alvar (ed.) 2006, 11). Tal cosa ocurri贸 como castigo por haber dejado morir a su madre, a la que no atendi贸 en un desvanecimiento por no saber a ciencia cierta si se trataba de un desmayo o de su muerte y no querer interrumpir su camino que le llevar铆a a ser nombrado caballero.

En el desarrollo de todos estos acontecimientos, el lector va recibiendo informaciones al tiempo que lo hace Perceval, de forma que al fin puede hacerse una composici贸n de lugar completa que permite comprender la historia.

Bibliograf铆a

Carlos Alvar (ed.) El cuento del Grial (2006) Alianza Editorial. Madrid.

VV.AA. El nacimiento de un nuevo g茅nero literario (1988) Ars Medica: revista de Estudios Medico Human铆sticos. Santiago de Chile. Disponible en http://escuela.med.puc.cl/publ/ArsMedica/ArsMedica10/Ars16.html.